domingo, 17 de julio de 2016

Y así mi comienza mi relato Las noches de Ugglebo

  
1.    El archipiélago



En el medio del Báltico
se agrupan dos mil islas misteriosas
y muy poco pobladas.
Algunas son de roca y sólo miden
lo mismo que una barca;
pero las hay más grandes
y están llenas de bosques. Tierra adentro,
las mujeres y hombres
han construido aldeas con sus manos
y cultivan los campos
o pescan en el mar.

                   Ahora es de noche.

En la isla de Nagu
se oye el rumor del viento entre los árboles,
cantan los grillos, brillan las estrellas
y se escuchan los pájaros nocturnos.
La leña arde con fuerza en las cabañas
donde la gente duerme
a resguardo del frío.
                                   Nadie sabe
que a diez metro de altura un búho joven
asoma la cabeza por el hueco
de un tronco ancho y fuerte.
Apenas ha dormido en todo el día,
de lo tenso que estaba. Le han cambiado
las plumas de las alas y está eufórico.
Piensa volar con ellas hasta el amanecer. 


(Las noches de Ugglebo. Premio de Poesía infantil El Príncipe Preguntón. Diputación de Granada. Ilustraciones de Susana Román. 2016) 
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada